domingo, febrero 05, 2006

time life



Cada vez tengo más esa extraña sensación de presión o falta de tiempo.

Ese espacio vació y silencioso que marca nuestras vidas, y que sin estar presente,
Sentimos su presencia y su empuje, como si fuese detrás de nosotros.

Pasan lo segundos, minutos, horas, días, meses.... y a veces pienso que todo es una ilusión mental creada por nosotros, ¿el tiempo existe? Me pregunto.

Algo debe haber cuando en mi caso siento que pasan los días y apenas puedo aprovechar esa luz del Sol. Hay días que eme siento eclipsado o sobrepasado, cuando después de pasar todo el día en el trabajo, llega uno a casa sin apenas ganas de nada, y con esa extraña sensación de nuevo, de falta de tiempo y de que el día se ha pasado, sin apenas poder hacer algo que te guste.

Solo los fines de semana y si eres madrugador (cosa rara en mi) puedes tener un espacio de tiempo generoso para permitirte hacer al fin al cabo, tus cosas cotidianas, compras, limpiar, estar con hijos, etc y después quizás un espacio o rato para uno mismo.

Y todo esto me trae la reflexión de hacia donde va nuestra sociedad, con este sistema de vida impuesto por las empresas de trabajo, en las que para estas, es bueno pasar todo el día en el trabajo, incluso hacer más de lo que debes, casi está mal visto que uno se marche a su casa justo a la hora, después de haber estado 8 horas trabajando.

¿Alguien piensa en lo que nos afecta todo esto a nivel social, humano, espiritual?

¿Qué hay de nuestras vidas como personas?

Como respuesta, surgen problemas que en muchos casos no queremos aceptar o comprender, como pueden ser, relaciones de pareja rotas por trabajos desbordantes que apenas permiten pasar un tiempo lógico juntos, padres que apenas ven, apenas, oyen, apenas hablan y apenas ven crecer a sus hijos, hijos que para ellos, pasan a ser sus padres, esas guarderías que los mantienen durante todo el día o parte de este, quizás los abuelos....


Y sigo pensando.... Falta tiempo, para reflexionar, para distribuir nuestras vidas de una forma más sensata, y darnos cuenta que trabajar y vivir solo para trabajar es una condena para nuestra salud interior, para nuestra mente y espíritu.


Entre tanto segundo perdido, intento respirar hondo, y si puedo, me pierdo en el espacio tiempo, allá donde los segundos no cuentan, donde el silencio se escucha, y me dejo llevar sin pensar en ese reloj que dicta nuestras vidas.

Es tiempo de vida

7 comentarios:

Lluneta_bcn dijo...

El tiempo tendria que emplearse de otro modo,no trabajar tanto creo yo, yo en un viaje me fui a Irlanda y es una cuidad que a las 6 practicamente han cerrado todas las tiendas,porque ese tiempo lo emplean para vivir, a mi me encantaria vivir allí, pero todo es tan difícil,la familía, el trabajo,los amigos,que te quedas donde estas, pero se les ve felices y es una cuidad envidiable.
Si que la vida habria que haber más ratos para disfrute personal, todo de otro modo.


(P.D: yo e sido mama hace casi un año,falta poquito y mi nene aún no ha pisado una guarderia,trabajaré, pero intentaré disfrutar al maximo de el).(y perdona si me he extendido tanto)
Un saludo Oscar.

Julio dijo...

Lo mismo siento yo cada día, y cada vez más intenso: la falta de tiempo, que se te echa encima y no tienes tiempo para nada.
Voy a escribir un post sobre esto.
Abrazos!

Elen dijo...

Importante reflexión la que nos propones, tiempo para nosotros mismos que a veces parece que lo robamos, que arañamos para poderlo disfrutar.

Esclavos del reloj, necesitamos liberarnos de vez en cuando.

Tengo tantas cosas por hacer....siempre procuro encontrar momentos perdidos.

Besos.

Bohemia dijo...

Es complicado no ser esclavo del tiempo, pero a veces, robándole segundos nos vamos haciendo con un montoncito de tiempo que nos pertenece a nosotros y lo podemos invertir en lo que queramos...Eso es un pequeño placer...

chocoadicta dijo...

Vaya, os veo a tí y a Julio realmente afectados por lo del tiempo.
Es difícil escapar de la espiral en la que estamos, todo lo marca el tiempo. Parece que no hay tiempo para nada y en cambio pasa volando sin aprovecharlo bien...
Creo que eso es lo que más me gusta d los ingleses que trabajan para vivir. Trabajan las horas justas y pueden disfrutar mejor que en ningún otro país de un tiempo mayor de ocio, un tiempo para ellos y sus cosas....

New-Moni dijo...

De la peor de las formas, que es padeciéndo y perdiendo, aprendí que el Trabajo nos debe servir para "pagar la VIDA", muy por el contrario... yo PAGABA MI TRABAJO... con mi vida!

Un saludo para tí Oscar...

mer dijo...

ummm, si tuviera tiempo te podría hacer un buen comentario