domingo, octubre 30, 2005

Vida despues de la muerte



Este post lo escribí hace ya tiempo, y pensé que sería interesante volverlo a poner
por las fechas en las que estamos, que hacen referencia a esa tradición de visitar
los cementerios.

-------------------------------

La sociedad, la cultura occidental en algunos aspectos, está muy avanzada con respeto otras culturas, pero no en todo.

A nivel espiritual, se podría decir que seguimos anclados en el no retorno del sometimiento de la religión, que por lo general suele ser mayoritariamente católica.

Y con todo lo que conlleva, a nivel social, cultural, costumbres, etc, seguimos aún muy anclados en la imagen tétrica, tenebrosa y oscura del paso natural de la vida de un ser vivo, lo que mal llamamos, la muerte.

Me vienen ahora esas imágenes horribles que se han creado sobre esta, para transmitir ese miedo y pudor a la hora de enfrentarnos a esta, a la hora de entender lo que sucede y el porqué.

Me doy cuenta que en general, nuestra sociedad, no habla de este tema con naturalidad, no se habla de ello a los niños, salvo algunos casos, y por supuesto, no se hace ver o no se entiende la importancia de este hecho en nuestra evolución, en nuestro aprendizaje.

Por no hablar del ya tétrico y fúnebre ritual a los que estamos generalmente acostumbrados, entierros, donde el llanto, el dolor profundo, el luto, etc actos que entre todos, hacen de ese momento quizás aún más doloroso y difícil de llevar.


Algunas personas, pensamos que la muerte de un ser querido, no tiene porqué ser tan doloroso y cruel. Es cierto que es triste, que un ser querido te deje, “se marche” pero eso no quiere decir que tengas que amargarte la vida, ni tener que aparentar por lo que puedan decir... y por supuesto, el acto de despedida puede ser mucho más sincero de corazón, abierto y hasta cierto punto....feliz.

La vida no se acaba con la muerte, hasta el punto que la vida sigue después de la vida.


Este hecho es algo que no muchos entienden o comprenden e incluso la religión católica en algunos conceptos y formas, temas, etc rechaza.

La muerte como tal no existe, quizás podríamos comprender este paso como un cambio de estado, de dimensión de la conciencia, la energía, el espíritu, el alma o como queramos llamarlo.Igual que el gusano de seda, cambia y se transforma en mariposa, así el hombre, el espíritu concretamente, al morir su cuerpo físico, su envoltorio, su traje, abandona este para volver a su estado natural, porque aunque muchos les cueste entender, este mundo físico en donde todo se puede tocar, oler, etc no es el mundo real.

El mundo físico es un lugar de paso, donde aprender, para poder evolucionar nuestro ser, nuestro espíritu, nuestra luz interior.Pero este tema nos llevaría y nos puede llevar a otros que quizás prefiera tocar en otra ocasión.


Volviendo al tema inicial, personalmente, no me gustan nada por lo general, los cementerios, porque mucha gente va allí a llorar, para hablar con sus seres queridos, a buscarlos, y francamente, buscar o querer hablar con un ser querido que se marchó, se puede hacer en cualquier lugar, incluso en casa.


Tampoco me gusta (aunque esto es algo que lógicamente es personal de cada persona) tener que pagar un lugar para que tengan mi cuerpo metido en una caja por un tiempo sin ninguna lógica. Mi opción personal es la incineración, de manera que al final, todo vuelve a la naturaleza, al todo y todo se renueva y se transforma.

Ya pagamos bastante en la vida en hipotecas y alquileres como para tener que pagar para cuando esté uno muerto, como dirían unos amigos.

Por lo general, los espíritus no suelen visitar esos sitios, no les gusta, ya que les recuerda y les atrae al mundo material y físico que dejaron, salvo aquellos que aún no han sabido abandonar su apego a lo físico, que en ese caso suelen ser seres perdidos, confundidos, etc.

Si es cierto que hay algunos cementerios que tienen cierto encanto, al no ser tan tétricos, y ser más agradables a la vista.


En cualquier caso, es importante tener a esa persona en el recuerdo en el corazón, pero sin aferrarse a este, recordar a la persona que se marchó con amor y con gratitud.



Recordad, la energía no se destruye, se transforma.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

Fascinating blog you have there!

Want to see my snoring blog?

Julio dijo...

En este día se adora más la muerte que la resurrección, podríamos decir. Se trata de encerrar en un lugar el cuerpo físico, como un ritual primitivo, con el fin de tratar de perpetuar la vida. No se comprende lo que tú comentas. La religión católica no promueve comprender la eternidad, consustancial al ser humano, sino utilizar ese más allá como posible presión (el infierno eterno), por un lado, y futuro de felicidad en un más allá, que no anima a crear el ahora pleno en este momento, sino que se posterga en un tiempo indeterminado.
Todavía necesitamos un hervor! :-)

chocoadicta dijo...

Pues me alegra que lo hayas vuelto a poner porque no lo había leído y está muy bien...

Bohemia dijo...

Muy interesante, una suerte que lo hayas vuelto a públicar para haber tenido la oportundiad de leerlo. Un blog muy interesante...

muralla dijo...

El creer en un más allá reconforta el alma, y aunque es duro ver y sentir cómo se van seres queridos, la posibilidad de reencontrarlos es hermosa...
Bicos. Muralla.

New-Moni dijo...

Realmente muy bueno lo escrito.

También opto por la incineración, y realmente no me pre-ocupa la muerte propia, la interpreto como parte de mi vida.

Con respecto a la muerte de mis seres queridos, coincido con vos, que se siente tristeza, y tal vez una egoica desolación.

Gracias por traerlo nuevamente a tu blog. Me gusta mucho visitar la Senda, y leerte.

Abrazos,

lluneta_bcn dijo...

También soy partidaria de la inceneración ,lo de la caja no le veo el sentido y más el lugar que ocupan los muertos lo veo adsurdo. siempre he dicho lo mismo que tu pagarse la muerte con las cosas que hay por pagar... A mi siempre me ha dado mucho miedo la muerte pero me gusta como lo describes, escribe otro día sobre el tema, la gente tendríamos que hablar más de ello y es verdad que no se hace nunca,solo para decir quien se muerto.
un saludo

SoL LuNaR dijo...

¿Sabes porqué solía o suele haber campanario en los cementerios?
La vibración de la campana, ayuda a que los lazos que atan el cuerpo astral al fisico se vayan soltando.
Este proceso puede durar semanas, o meses, en los que el alma ha de soportar atormentada su encadenamiento al cuerpo.
Al igual que un globo cojido al hilo que amarra un niño, no puede elevarse más de lo debido hasta que esos hilos se rompen.
El ser lo pasa realmente mal, aparte que al no estar dentro del cuerpo fisico, siente todo con mayor fuerza, y los lamentos y las emociones negativas de la gente que al cementerio acude le resultan espantosos y violentos.
La iglesia debe saber sobre esto, pero silencian porque los entierros dan mucho dinero.
La incineración permite que el ser se libere con mayor rapidez ahorrandose muchisimo sufrimiento y su elevación a otros planos es más correcta.
Sin duda, la incineración es la mejor opción.
Después si lo deseas que tus cenizas ocupen un lugar en el cementirio, una bonita lapida donde acudan famiiares.
Pero tu cuerpo no! solo las cenizas.
Es lo más sabio.
Buen blog. Un abrazo a todos.

Ely dijo...

trillerOctubre.
Hace una semana perdí a mi madre y cumpliendo sus deseos fue incinerada, al presenciar este proceso, sentí que su espíritu quedaba libre de ese cuerpo dolorido y a mal traer y eso me dió mucha paz.
Sus cenizas fueron enterradas en el crematorio del cementerio como ella lo deseaba.
Creo plenamente en la reencarnación y se que su espíritu me acompaña para darme conformidad.
Duro tema elde la muerte, me alegra que hayan personas que hablemos de ello.
Espero conocerotras vivencias a través de este medio.