miércoles, noviembre 09, 2005

el ábol de la sabiduría



El árbol que andas buscando a veces se llama "sol",

o también "lago",

o "nube".



Pero también puedes llamarlo "mar", "arena" o "viento".

En cada uno de ellos encuentras el árbol de la vida. Lo que te ha engendrado está producido por otro, y así sucesivamente. Lo que tú llamas "padre", para otro es "hijo". Si te atienes a los nombres pierdes de vista el Uno. Los nombres son muchos, mientras que el Uno es único.

Ese es el árbol que estás buscando. Te has tomado tu misión al pie de la letra, por eso has fracasado.

Así fue como descubrió las raíces del árbol, buscando en su propio corazón.

3 comentarios:

Trini dijo...

...Pero hay veces que ese árbol se pierde en la espesura del bosque y negados estamos a divisarlo.

Me ha gustado mucho leer hoy este Post, precisamente hoy me hacía falta leer algo así.
Yo estoy segura de mi árbol sé que está ahí, mas hay días en que me faltan fuerzas para ir a cobijarme bajo sus ramas.

Un abrazo y gracias por tus palabras en mi Blog, no puedes imaginar cuanto me han elevado el ánimo.

Un fuerte abrazo

NAHIR dijo...

SEÑOR LUZ, sabès???...es muy transparente tu mensaje del post...ando con un tiempo para los amigos del templo......Muchas veces buscamos, sin saber què??...otras se busca en el lugar equivocado, muchos son los que por mirar el ARBOL, deja de apreciar la magestuosa belleza del bosque....SOS MUY ESPECIAL......Y SIEMPRE ENCONTRAMOS EN EL CAMINO """ESPEJOS""" DE NUESTRA ALMA...ABRAZOS...SILVIA MARIA POETA---NAHIR

New-Moni dijo...

Sólo te digo, algo que últimamente estoy experimentando en cada paso.

In Lakesh (Yo soy otro tú. Tu eres Yo).

Un abrazo con conciencia de Unidad y que nuestro fin de semana sea excelente!!!

Un beso de Luz a tu corazón, que es UNO con el Universo!