jueves, mayo 18, 2006

lazos de energía

Lazos de energía, lazos que forman la vida, lazos de luz.

En la inmensidad del Universo, del Cosmos, el vacío estelar parece no tener límite en su silencio infinito.

Ningún sitio o lugar tiene tanto misterio, secretos, y curiosidad por el hombre.

En estos espacios de aparente vacío, nos encontramos con islas, lugares secretos, joyas, que forman el conjunto de ese todo.

Nebulosas, Quasars, Cometas, Galaxias, Planetas, Estrellas, polvo estelar, materia oscura y muchos más elementos que de alguna manera se interconectan y se apoyan unos con otros, a través de los lazos de energía o fuente vital.

A veces cuando salgo al campo fuera de la gran ciudad, en la montaña y con el cielo oscuro lleno de estrellas, quiero mirar más allá de todas esas estrellas que iluminan el firmamento, quiero escucharlas y sentirlas.

Me gustaría abrazarlas.


Observo sin demasiado interés en conocerme todo el firmamento, aunque lo justo para poder guiarme, conocer algunas constelaciones importantes, planetas, estrellas...

Quisiera poder estar allí en ese otro punto de vista, y que el Sol y la Tierra fueran otro punto en el firmamento de algún que otro planeta, quizás en otro punto de la Galaxia Via Láctea.



Soy consciente y así lo creo, que la vida, ya sea animal, vegetal, o de cualquier otro tipo, con o sin inteligencia, es perfectamente posible y de hecho, es prácticamente seguro que será así en algún remoto planeta.

Me resulta difícil pensar que somos los únicos.

Realmente pienso, que nuestro planeta es solo un lugar de paso, transitorio, un mundo donde aprender, donde evolucionar.


Nuestra conciencia y razón, harán que nuestra especie, cuide su hogar en la medida de lo posible, o acelere su auto destrucción. No será un final definitivo en cualquiera de los dos casos, siempre será transitorio para el espacio, para el tiempo del cosmos, un tiempo efímero para el tiempo del hombre.



Allá afuera, en el espacio frío y silencioso, al observar la Tierra uno puede darse cuenta de lo absurdo e ilógica de muchas cosas que aún se producen en este planeta.

Una sociedad, una civilización que aún tiene mucho que recorrer y aprender. Allá abajo en ese hermoso y frágil planeta, se mezclan las más diversas iras y sin razones entre la era tecnológica y el hambre o la muerte.

La especie humana, no ha hecho más que empezar a caminar su camino interior hacia su propio conocimiento, comprensión, respeto y tolerancia hacia si mismo, hacia los suyos y aquellos otros seres que comparten su espacio con el.

El tiempo inexistente o infinito en el eterno Cosmos, darán la solución y el camino de un planeta azul lleno de vida y de esperanza, lleno de posibilidades.


El Universo discurre su camino, su ritmo sin prisas, en el tiempo efímero del hombre.


Entre lazos de energía, de luz.

6 comentarios:

muralla dijo...

Hay un lugar en mi tierra donde siento como en ningún otro sitio que formo parte de este maravilloso universo que nos rodea y alegra.
Gracias por compartir.
Bicos.

PrincesaLiz dijo...

Estoy de acuerdo contigo en que no somos los únicos en todo este universo. Tantos espacio sólo para nosotros. ¿Por qué pensamos que si la vida es diferente no es vida? Es seguro que en algún otro lugar del universo hay vida, diferente a lo que conocemos, tal vez, pero una forma de vida con sus propias estructuras y problemas. Con amor a su estilo y su forma de procreación. ¿Por qué creer que somos los únicos? A mí también me encantan las estrelas, el cielo y soñar.
Un beso

almena dijo...

Y nosotros creyéndonos el ombligo del mundo...


un beso!

EL Ogro dijo...

No tengo ni idea de q le pasa a esta noche...me he dispuesto a duendear por blogs..y no hago nada mas q saltar en espacios llenos de energia positiva...

si..

Un Saludo

Bohemia dijo...

Tu eres una persona con luz, una luz interior que deslumbra y que reflejas en tus post.
Besos

MentesSueltas dijo...

Comparto absolutamente tu sensación. Es sumamente impactante compararnos con el cosmos...

Un abrazo (con mucha luz)

MentesSueltas