jueves, noviembre 17, 2005

Pensamientos, energía



A veces me pregunto cosas, me surgen dudas, pensamientos....que surgen del agua de la calma, buscando un árbol donde encontrar los frutos que den la respuesta a todas esas dudas e inquietudes.

Esos pensamientos, los míos y los tuyos, que se dispersan sin darnos cuenta, como soplos de aire, como mensajes invisibles que viajan en el infinito vacío, y que llegan allí donde nosotros no llegamos a ver y comprender.

Ellos hablan de nosotros en silencio, y dicen realmente lo que somos y como somos, nuestra forma de ser interior, esa que casi nadie o nadie conoce.

Esos pensamientos, que generalmente y casi siempre nadie les da la importancia debida.


Ellos a veces surgen de nuestro interior, pero a veces, nos llegan de fuera, como un soplo de luz. Esas intuiciones, o llamadas que nos hacen guiarnos hacia un lugar sin saber exactamente que encontrar.

Nuestra forma de pensar, esta relacionada con nuestra energía, con nuestro ser.

Como si de antenitas de radio se tratase, emitimos constantemente, emitimos en determinadas “frecuencias o longitudes” y estas son las que nos hacen sentir en muchos casos, si una persona que está a nuestro lado o que acabamos de conocer, nos da buena o mala impresión.

Como también es la que de alguna manera, predetermina una serie de actos o sucesos a nuestro alrededor.

Los pensamientos negativos, malos, etc... proyectan una energía negativa. Dicha energía, por extraño que parezca, afecta a muchas cosas, desde personas que nos rodean, pasando por plantas, animales, etc. Ellos lo sienten.

Esa frecuencia de bajo nivel provocada por los malos pensamientos (odio, envidia, maldad, fanatismo, etc) es también aprovechada por los seres o entiéndales de bajo nivel vibratorio, que de alguna manera, se sienten atraídos por esta, al serles afín y sentir una energía que se aproxima a ellos.

No es descabellado pensar y comprender, que las personas negativas, demasiado pesimistas, etc son más proclives a que pasen por circunstancias más adversas, o difíciles, creándose en muchos casos ellos mismos secuencias de casos inoportunos, molestos, etc

El Zen dice... “quíen tiene miedo y odio, tiene desgracia”

Por supuesto, las personas con pensamientos positivos también tendrán momentos difíciles y duros, pero esa forma de ver el mundo, de emitir su “onda” hace que al contrario que los otros, estén más rodeados por seres de luz, amor, seres que les pueden ayudar de alguna manera a mejorar día a día su propia vida o una determinada situación.


Los pensamientos además, son un constante gasto de la energía sutil que nos rodea y forma parte de nosotros, especialmente los negativos, por eso, incluso con pensamientos positivos, conviene y es bueno “callar” nuestra mente, dejar de emitir todas esas ondas, desconectar y conseguir el silencio interno, la meditación en ese sentido ayuda bastante.



Y en esos pensamientos, como decía antes, a veces están las dudas, las preguntas, que en muchos casos, son incompresibles para la mente humana, y que quizás nos desbordamos en ellas sin sentido, aunque también la búsqueda es algo innato de nuestra especie, y la curiosidad y la duda han hecho que nuestra especie avance y aprenda.

Por eso a veces prefiero visualizar, pensamientos positivos, deseando...imaginando.... como decía John Lennon...

Deseando un mundo sin fronteras, sin guerras, sin hambre, sin injusticias, sin corrupción, sin odio, sin fanatismos, etc, lo visualizo y me cuesta, pero lo consigo....aún siendo consciente de que para ver eso, deberá pasar mucho tiempo o incluso quizás simplemente no suceda en este planeta, sino en otros.....

A veces me resulta extraño entender lo que pasa en este mundo, y a pesar de las cosas difíciles y duras que pasan.... soy optimista y se que todo tiene un sentido.

No creo que todo vaya a solucionarse con los brazos cruzados o simplemente meditando, ni mucho menos, cada ser o individuo debe aportar su grano de arena a este mundo, a su sociedad, en todos los sentidos.

No creo en aquellos que meditan y luego no dicen ni hola a su vecino, porque encontrar el camino a seguir para uno mismo, también es aportar de alguna manera a este mundo que nos toca vivir, aportar, con generosidad, tolerancia, respeto, humildad, amor, etc.

El sentir el equilibrio y la armonía con la naturaleza, tiene mucho que ver, el contacto directo con esta.


Pensar es proyectar. Cuando piensas proyectas algo, visualizas algo y esto se expande, igual que al caer la piedra al lago, la onda del agua se expande hacia el exterior.

Piensa y siente, pero descansa tus pensamientos cuando te sientas sobrecogido.


Y la ley de Universo, del karma es básica,

toda causa tiene un efecto, acción - reacción...

si das luz, amor a los que te rodean, en tus pensamientos,
recibirás lo mismo, tarde o temprano de una manera u otra.

4 comentarios:

Brisa dijo...

Siempre me gustan tus port, pero este me ha parecido especial, he sentido afinidad con tus palabras, con lo que expresan, sus sentimientos, en definitiva como ya he comentado en alguna ocasión los pensamientos influyen en nuestra vida a todos los niveles, quizás por eso deberíamos prestarles más atención. Gracias por recordarnos y muchos besitos¡

almena dijo...

"... pensar es proyectar..."
es verdad, somos lo que pensamos.
Ellos (los pensamientos) salen al exterior aunque los callemos. Ellos gritan en nuestros actos.
Me ha encantado todo lo que dices, Oscar.

Un beso!

lluneta_bcn dijo...

Me ha fascinado tus relatos, hace poco que te leo, pero asi y todo te tengo por mis preferidos, que sensibilidad de hablar de temas que me fascinan y me aterran, como la muerte.Estaba muy entusiasmada pero al decir la palabra,macabra me corte.otro día te dejo mi humilde opinión.
Un besito.

New-Moni dijo...

Oscar...
qué hermoso post...

Estuve atravesando en este último mes... una etapa muy dura de aprendizaje personal, y mi vida estuvo rodeada de ángeles humanos, que con sus palabras, post, abrazos, compañía y alegatos positivos, hicieron posible que hoy esté aquí con renovadas energías comenzando un nuevo proyecto...

Tu post me hizo entender una frase que siempre me decía Nahir, cuando yo agradecía su luz... ella me contestaba Somos tus Espejos... ahora, con tu ejemplo, entiendo lo que me quería decir... esas cosas estaban EN MI sólo que no podía expresarlas....

Gracias, por enseñarme siempre!!!

Un abrazo gigaaaaaaaante desde Argentina!!!